domingo, 20 de marzo de 2016

El Gran Silencio

Caminante no hay camino, se hace camino al andar. Al andar se hace camino y al volver la vista atrás se ve...Se ve una senda que, en lo bueno, ¿a quién no le gustaría volver a pisar? Que toda la vida es sueño [Si solo supieras la mitad de mis fracasos por armar un discurso coherente para sacarnos de este ostracismo tan absoluto, volverías para abrazarme en este ocaso] y los sueños, sueños son.


[...]Entonces, la piedra que tanto tiempo había estado aguantando durante aquel surrealista sendero, tras ser cargada de odio y arrojada, se posó en el centro de aquel embalse, hundiéndose, mientras se oían los imperiosos gritos de lo que años después sería un gran silencio. Convirtiendo lo visible en invisible, como otras tantas veces[...]


Es el silencio una jaula que se extiende por los sentidos tratando de encontrar su propia libertad, hasta que al final de su camino se encuentra con otra jaula donde se vuelve a encerrar. Idas y venidas. Vienes y vas. Son los sentimientos una brújula que guían al corazón y es el corazón una gran válvula gobernada por la razón. La tenga o no. Vuela el pájaro libre hasta que se enamora y se llena de amor. Fuera plumas, adiós alas. Perdición.


Es el silencio una verdad sentenciada de lo que fuera, sea o no. La palabra, una luz que alumbra toda la oscuridad. Sucumbe el mundo a las palabras, a los hechos, que me encierran en un silencio difícil de gobernar. Tiemblan las manos al acercarse un poco más. Se rompe el silencio, pero nada más allá. Sigue escuchándose la música, pero ya no suena igual.


Se borraron las huellas de una mano tendida con el paso del tiempo. Se esfumaron las rocosas palabras que se querían soltar. Perduraron los recuerdos de una llama encendida a pesar de la fuerza del viento. Sopla fuerte, vieja brisa; por si a sus oídos llega a tiempo lo que este gran silencio tiene que contar. Cuentos de nunca acabar. Y es que es verdad que el silencio no existe, que no se puede alcanzar, pero quién sabe si los sueños forman parte de otra realidad, tan paralela, que nunca se llega a tocar.




No hay comentarios:

Publicar un comentario